La simplicidad es la máxima sofistificación.